Una visión de las ciudades inteligentes desde la perspectiva de la gestión del agua

SmartCity TagsLa revista Economía Industrial, del Ministerio de Industria, Energía y Turismo publicó ayer su número 395, dedicado a las ciudades inteligentes que incluye, entre otros, mi artículo Una visión sobre las ciudades inteligentes desde la perspectiva de la gestión del agua.

En este artículo, sostengo que la facilidad de gestión de la información, la reducción de sus costes y los nuevos hábitos sociales participativos van a afectar considerablemente la forma de gestionar los servicios urbanos. Se va a pasar del modelo clásico de gestión independiente y jerarquizada de cada uno de dichos servicios (transporte, energía, telecomunicaciones, agua, residuos…) a otro basado en la gestión integrada de la ciudad, con foco en la calidad de vida de los ciudadanos, la sostenibilidad y la resiliencia de la ciudad.

Para conseguir resultados en esta gestión integrada es imprescindible un modelo colaborativo, con base en la participación, la emprendeduría y la innovación abierta, en el que las iniciativas de venture capital también tienen mucho que aportar.

En el artículo planteo una visión de las Smart Cities en este contexto de gestión integrada de la ciudad, desde la perspectiva del gestor de agua urbana, con el importante papel que está llamado a desempeñar.


Una visión de las ciudades inteligentes desde la perspectiva de la gestión del agua –
CC by-nc-sa –
Fernando Rayon Martin

Anuncios

Emprendeduría corporativa: un caso práctico de aplicación

Reproduzco aquí el artículo que publiqué el pasado 18 de Diciembre en el Blog de Aqualogy sobre la iniciativa de capital riesgo que estamos desarrollando en el marco de las iniciativas de emprendeduría corporativa.

Emprendeduría Corporativa: una iniciativa que avanza en Aqualogy

La emprendeduria corporativa avanza

Hay quien dice que fue el legendario crack del management Peter Drucker quien acuñó por primera vez el término Emprendeduria Corporativa (Corporate Entrepreneurship, en su versión original) para referirse al desarrollo de nuevas iniciativas empresariales o de creación de valor dentro de una empresa u organización ya consolidada. El concepto involucra prácticas como las de un clásico emprendedor independiente, pero dentro mismo de la estructura de una gran empresa o entidad social. Así, los que trabajan en Emprendeduría Corporativa (EC en lo sucesivo) tienen en su organización la tarea de convertir una idea en un producto acabado y rentable comercialmente, aplicando innovación y riesgo. Leer más de esta entrada

Agua, innovación y capital riesgo: una buena alianza

La gestión del agua es una actividad enmarcada en el ámbito de la economía tradicional. No obstante, a medida que la economía digital y sus maneras se va desarrollando a una velocidad de vértigo, este sector no va quedar fuera de su alcance. Las cosas no van a poder seguir haciéndose como antes. En consecuencia, en los tres ámbitos de la gestión del agua (agrícola, industrial y urbano), se va a requerir un gran esfuerzo de innovación, de aplicación de nuevas tecnologías a nuevos problemas, en un contexto además de inmediatez e incertidumbre, como el que caracteriza los tiempos actuales. Como siempre, en esta situación se puede ver una amenaza pero también una oportunidad. Y para capturar esaoportunidad es imprescindible un modelo de negocio colaborativo y con aportaciones de personas y tecnologías de muy diversa especialidad y naturaleza. Hay que desplegar pues un enfoque  especialmente exigente en emprendeduría e innovación abierta. Y, por tanto, se trata de un espacio donde el capital riesgo tiene mucho que aportar. Algunas empresas están por ello constituyendo fondos de capital riesgo como refuerzo en la búsqueda de nuevas oportunidades y un nuevo encaje de la actividad tradicional en un mundo de desarrollo tecnológico disruptivo y vertiginoso.

Estos son los principales temas que trato en el artículo que publico en la revista El Economista, en su monográfico de febrero sobre Agua y Medio Ambiente.

Extrema necesidad (El Periódico, 5 ene 2013)

El Periódico del día 5 de enero publica el artículo Extrema necesidad, de Xavier Bru de Sala, sobre la privatización de la compañía púiblica ATLL, que gestiona el abastecimiento de agua en alta al área metropolitana de Barcelona y otras poblaciones. Allí, el autor básicamente expresa su opinión de que dicha privatización se ha producido como consecuencia de la extrema necesidad de recursos financieros que tiene actualmente la Generalitat de Catalunya. Aceptando esta opinión básica, que entiendo absolutamente clara y compartida por todos, me gustaría matizar o complementar algunas de las ideas que el autor expone en su artículo. Lo haré desde un punto de vista técnico-económico y abordándolo con base en tres aspectos que, aún estando relacionados, son en principio completamente independientes:

  1. La gestión del agua en el ámbito geográfico y poblacional que sirve el sistema ATLL y su problemática técnica y económica
  2. La conveniencia/necesidad y justificación del traspaso de ATLL a gestión privada
  3. Los problemas surgidos en el proceso de adjudicación del concurso para el citado traspaso de gestión

Leer más de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: